Financieras EEUU, ¿momento de toma de utilidades?

Gran volatilidad han presentado las acciones de los principales bancos de Estados Unidos en 2010. Los resultados financieros, las estrategias comerciales en busca de nuevos mercados y clientes, la reestructuración del negocio de posición propia y algunos escándalos en torno a la gestión y trading de ciertos activos, han generado tal dinamismo que lo convirtieron en uno de los mercados predilectos para la especulación.

En término generales el sector ha presentado una gran recuperación luego de la crisis financiera que impactó de manera directa los balances de estas compañías.

Esta situación se evidencia en el Índice Financiero NYSE, que mide el comportamiento de las principales acciones financieras que cotizan en la Bolsa de Nueva York como el Bank of America, HSBC, Citigroup, Banco Santander, Credit Suisse, entre otras. 

Este indicador ha registrado un repunte del 148% desde el momento más bajo de la crisis (marzo 2009) hasta hoy, al pasar de 2.060 a 5.119 puntos.

Acciones como Goldman Sachs, Morgan Stanley, JP Morgan, Bank of América y Citigroup se han valorizado 13%, 11%, 21%, 72% y 35%, en los últimos doce meses. Repunte que tiene relación con sus balances positivos; las cuatro primeras registraron ganancias superiores a USD1.000 millones en el primer trimestre del año, mientras Citigroup perdió USD 1.700 millones.

Si bien considero que estos bancos presentarán resultados favorables a lo largo de este año y que sus acciones tienen espacio para valorizarse dado que aún no alcanzan los precios de antes de la crisis, el entorno internacional y específicamente la situación europea no les permitirá crecer al ritmo de las expectativas del mercado.

Adicionalmente, algunos títulos de este sector presentan una elevada relación precio ganancia (PER) frente al promedio del mercado. Por ejemplo, Morgan Stanley tiene un PER de 42 y Bank Of América de 26, muy por encima al PER del S&P 500 que se sitúa en 17,29.

Por ello creo que en el corto plazo las acciones de estas entidades financieras presentarán una corrección significativa derivada de la toma de utilidades de los inversionistas que han alcanzado interesantes retornos en los últimos meses.

El Caso Goldman Sachs

Recientemente Goldman Sachs (GS), el banco de inversión más grande del mundo, se vio involucrado en una investigación por fraude que adelanta el regulador del mercado de valores de EEUU – SEC.

Según la investigación, GS promovió entre sus clientes la compra de activos hipotecarios que tenían una perspectiva incierta y por otro lado, estaba vendiéndolos para beneficiarse de sus posibles desvalorizaciones. Cuando los papeles hipotecarios perdieron valor, se generaron ganancias para el banco y fuertes pérdidas entre los inversionistas, según los medios estadounidenses.

Esta situación generó desconfianza entre clientes e inversionistas del banco, lo cual repercutió en su precio en Bolsa. Entre el 16 de abril y hoy, la acción de GS pasó de $184 a $148, esto es una caída cercana al 20%.

El problema para el banco no estaría solamente en la sanción por parte del regulador o la multa millonaria que le llegaran a imponer, sino también en la pérdida de reputación y confianza por parte del mercado. Está en juego incluso la confianza de las personas en el sistema financiero americano, lo cual puede implicar ciertos riesgos no solo para las acciones de GS sino de las otras entidades financieras.

Un motivo más para no tener títulos del sector financiero estadounidense en el corto plazo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: